Especiales

«Sintiéndote como Mercurio en retrógrado»

557943_10200444665586716_1197651386_nLas cosas no han salido precisamente como esperabas en este mes que está por concluir?. No te irrites, frustres ni le des poder a la ansiedad. Desde el mes pasado comenté que Febrero sería uno de los meses más incómodos, raros e incluso desafiante para algunos debido a la gran polaridad del mes y del año.

Además, como cada tres meses ocurre, Mercurio está en su fase retrógrada desde el 17 de Febrero y hasta el 10 de Marzo. Este planeta representa todo lo que tiene que ver con la comunicación, el pensamiento, el razonamiento, las ideas. Y cuando se encuentra en su fase retrógrada, simboliza que sus más grandes dones por así decirlo, se inhiben y/o contraen; por lo que es un tiempo en el que se te invita a reevaluar tus pensamientos y tu manera de comunicarte contigo y con todos porque es normal que también inhibas o contraigas tu verdadera esencia, así que pueden ser semanas en las que te sientas impaciente, confundido, de malas porque todo va más lento y no terminas de cerrar esos proyectos; además pesimista, necio, muy sensible y tal vez con la boca bien afilada. 

Recuerda, se trata de reevaluar cómo lideras el área de tu comunicación  personal y con todo para que la mejores no para que la empeores. ¿Cuál es el primer pensamiento que tienes al despertar sobre ti mismo?, ¿cómo te hablas interior y exteriormente? porque en medida que lleves una sana comunicación contigo será más fácil ser sabio en tu comunicación con los demás. 

Como también Mercurio está asociado a las ideas y creatividad puede que no sientas que el agua te sube bien al tinaco, que tu capacidad de concentración esté medio débil y que tu creatividad se tome largos periodos para aterrizar una idea. Así que es tiempo de practicar lo que más trabajo te cuesta… la paciencia y amor extra para ti.

Por otro lado, este tiempo tendrá por momentos el sabor de no saber si vas o vienes, si estás mejor o peor que antes, si avanzaste o retrocediste, si es por aquí o por allá, pero te sorprenderá saber que  sentirte “raro” es una buena señal para lo que está por sucederte, porque precisamente es cuando te sientes raro que prestas atención a tus emociones, pensamientos, acciones, sentir, a tu vibración, pero sobretodo a lo que quieres o no quieres, entonces es cuando tu alma que es tu esencia, tu parte más sagrada y magnificente lidera. ¿Y qué pasa cuando tu alma lidera? que tus miedos se desintegran, te sabes valioso, te  sientes enamorado de ti y permites que la sincronía conspire a tu favor. 

Como ya lo estamos viviendo, la polaridad  seguirá navegando  fuertemente en este tiempo de contrastes y detonará muchos sentimientos y acciones tanto a nivel personal como colectivo; pero es justamente aquí cuando hay más potenciales que nunca para cambiar las cosas. Repito, esto no ha pasado antes en la historia de la humanidad, hay más potenciales que nunca para sanarnos, empoderarnos, apoyarnos, amarnos, ser felices y mucho más. Una purificación y transformación total hacia la mejor versión de nosotros y de la humanidad.

Hay más potenciales que nunca para terminar con todo lo que ha sido retrógrado para todos, así que es tiempo de que te relaciones de manera diferente con la “impotencia”, porque no se trata de que alimentes el odio, desolación o tristeza, sino de que comprendas que siempre puedes hacer algo por ti y por los demás porque todos, absolutamente todos estos potenciales traen consigo la bandera de la compasión. La compasión es el grado máximo de amor por ti y los demás. No la confundas con la lástima ni con la fragilidad, porque de ella emana la ilimitada fuerza para transformarlo todo.

Así que cuando sientas impotencia por ti o los demás, tómate un tiempo e irradia el mayor amor posible hacia cierta situación, persona, lugar o hacia ti. Por favor no permitas que esa intención se contamine con la energía de la preocupación, tristeza o enojo; y te garantizo que todo empezará a cambiar comenzando por ti porque te volverás más proactivo para ti y los demás. Te sorprenderá positivamente el poder de la intención, el poder del amor… tu propia energía.

¡Apláudete!, porque que obviamente ya no eres el mismo, estás transformándote y al mismo tiempo relacionándote de manera diferente con los cambios esperados e inesperados que son tan necesarios en la nueva forma de vincularte con el amor, con el aquí y ahora, con la incertidumbre, con tu propio poder; y sabes? ésa es la misión de la polaridad de este tiempo, de todos los contrastes de luz y sombra. Esa es su misión, permitirnos conocer lo que somos o no somos, lo que queremos o no queremos, lo que nos hace bien o no, lo que nos empodera o nos achica, pero sobretodo descubrir quiénes somos realmente.

Somos amor. Somos poderosos. Somos completamente amados y honrados por cada una de las Estrellas del Infinito Manto Estelar. Y así es.

Autor: Gabriela Zarzosa Quintero.

Ver más Especiales